¿Porque JAMACA DE DIOS cambió la realidad social y económica de Palo Blanco y de Jarabacoa?

Posted by: soportejamaca
Category: Uncategorized

Era el 14 de junio de 1991, cuando llegue por primera vez a Jarabacoa y la imagen que guardo de ese momento es que, en la Loma de Palo Blanco, donde hoy día esta Jamaca de Dios y las áreas cercanas había tres focos de incendios de la vegetación y que en ese momento afectaba aquella zona, del otro lado, en Loma Atravesada, se podían observar dos incendios, un poco más distantes entre ellos que los que afectaban las lomas de palo blanco. Desde entonces, gracias a que yo estudiaba en la Escuela Agrícola Salesiana, de La Vega, viajaba a Jarabacoa varias veces al año, pero el 18 de Agosto de 1999, llegue para trabajar en la ONG llamada Plan Cordillera, donde laboré por más de 5 años y desde donde trabajé con comunitarios y en múltiples actividades que involucraban a juntas de vecinos y productores de ganado, café, tayota, madera, etc., de diferentes zonas entre las que estaban incluidas las áreas de palo blanco, que se dedicaban principalmente a la ganadería y la producción de vegetales, entre ellos tayota, como uno de los principales.

 

Unos años más tarde me enteré que un señor de origen norteamericano, al que algunos comunitarios de palo blanco llamaban el gringo, estaba comprando algunas tierras en esa zona para hacer un proyecto, pero los terrenos de la zona tenían tan malas condiciones que los comunitarios decían ¨QUE ESE GRINGO ESTABA LOCO¨, tiempo después conocí al gringo del que me habían hablado y las condiciones por las que lo conocí no fue precisamente porque estuviera loco, sino porque el proyecto que este había iniciado cambio la realidad de la comunidad de palo blanco y del municipio de Jarabacoa.

 

Algunos aparecerán que segados por la envidia o la incapacidad de reconocer las luces de los demás, pretenderán negar esta realidad, pero una de las muestras más evidentes de ello es que en esa zona de Jarabacoa, se concentraba una gran cantidad de individuos que se señalaban como responsables de cometer actos delictivos (era una de las zonas más peligrosas del pueblo de Jarabacoa), sus terrenos tenían un valor considerado muy bajo, al compararlos con otros como la joya, pinar quemado, pinar dorado, etc., situación que actualmente es totalmente diferente, ya que el desarrollo de Jamaca de Dios cambio la realidad de palo blanco, agregando valor a las propiedades, generando empleos, reduciendo la delincuencia, dignificando a las personas y ofreciendo oportunidades que anteriormente no se visualizaban en la realidad de los que allí viven.

 

Para el municipio de Jarabacoa ese proyecto se convirtió en un ejemplo que vino a fortalecer la industria del turismo que desde la década de los años 90 del siglo pasado se había iniciado en esta zona, pero la principal razón por la que este proyecto se convirtió en un símbolo para Jarabacoa y el país, lo constituyó el involucramiento de la comunidad, que fue más que simple mano de obra para el desarrollo del mismo, sino que encontró una oportunidad de superación personal para los que anteriormente no tenían oportunidad de acceder a una fuente de empleo que le dignificara, lo cual pudieron conseguir a partir del inicio de las actividades de jamaca de Dios.

 

El sector turístico en Jarabacoa ha pasado en las últimas décadas de una actividad tímida y rudimentaria local a una actividad dinámica y que involucra a importantes sectores y personas de la vida nacional, donde el proyecto Jamaca de Dios, ha contribuido significativamente a despertar ese notable interés por el desarrollo del Turismo Inmobiliario como algunos les suelen llamar y no es hasta que proyectos como Jamaca de Dios se establecen en Jarabacoa, que se genera un repunte en las actividades que vienen a afianzar el desarrollo del Sector Turístico y a propiciar el incremento de la actividad inmobiliaria, generando un incremento de la plusvalía de los terrenos, el incremento de la actividad comercial, el ecoturismo y el turismo de aventura.

 

Todo lo anteriormente dicho viene acompañado de la implementación de prácticas relacionadas con el cambio de uso de suelos, antes dedicados a la ganadería y la agricultura de montaña y que ahora se arborizan para crear las condiciones para el desarrollo de proyectos de cabañas para la venta y el alquiler a los que se entusiasman por conocer y visitar a Jarabacoa. Donde destacan algunos proyectos, siendo Jamaca de Dios un referente obligatorio de desarrollo de un proyecto Turístico inmobiliario de montaña, que ha cumplido con las normativas legales y ambientales y mejorado las condiciones de su entorno, antes de unas lomas desforestadas a una zona cubierta casi totalmente de vegetación en proceso de desarrollo y con alto potencial de mejoría de las condiciones de protección de suelos y de las aguas de escorrentías.

 

Sobre los impactos que este proyecto ha generado en las comunidades y los comunitarios NADIE PUEDE NEGAR QUE LOS MISMOS HAN SIDO POSITIVOS PARA EL ENTORNO Y LOS QUE ALLÍ HABITAN.